OLA DE FRIO

Consejos Estacionales

CONSEJOS D. G .T. – LA CONDUCCIÓN EN INVIERNO
Durante el invierno son frecuentes las condiciones meteorológicas adversas como la nieve, hielo, niebla, lluvia y viento, que alteran de forma significativa las condiciones en que se desarrolla la circulación, a la vez que generan mayores dificultades a las previstas en el viaje por carretera produciendo en el conductor fatiga visual y aumento de la tensión nerviosa, todo ello lleva consigo una disminución de la atención en la conducción.
Todos estos inconvenientes que se nos pueden presentar, se superan teniendo siempre presentes las 2 Reglas Básicas para la conducción en invierno que son: la PREVENCIÓN y la PRUDENCIA, que nos permitirán circular por carretera en esta época del año en las mejores condiciones de Seguridad Vial.

Seguridad Vial en invierno = 2 REGLAS BÁSICAS = PREVENCIÓN + PRUDENCIA
REGLAS BÁSICAS

1ª - PREVENCIÓN
Antes de salir de viaje en esta época hay que tomar una serie de medidas con vistas a evitar cualquier incidencia previsible en carretera.

a) Poner el vehículo a punto por medio de una revisión.
En el invierno, el vehículo y sus elementos se encuentran sometidos a condiciones ambientales más severas que en el resto del año, por lo que será necesario prepararlo para ello.
Ø Revisar el buen estado mecánico y especialmente comprobar los frenos.
Ø Comprobar las escobillas y funcionamiento del limpiaparabrisas y luneta térmica.
Ø Comprobar el alumbrado del vehículo, antiniebla y sus reglajes.
Ø Niveles de líquido de frenos y aceite, líquido anticongelante y del limpiaparabrisas.
Ø Limpiar el vehículo, cristales, faros, antiniebla, pilotos, retrovisores y reflexivos para ver y ser vistos.
Ø Comprobar la presión, dibujo y ranuras (mínimo 1,6 mm) de los neumáticos para asegurar una buena adherencia a la carretera y evitar el deslizamiento.
Ø  En caso de circular por zonas de montaña utilice “neumáticos de invierno”.
Ø Llevar los recambios imprescindibles como son:
-       rueda de repuesto a la presión necesaria y herramientas para su colocación.
-       chaleco reflectante debidamente homologado.
-       dos triángulos de señalización de peligro.
 Además es muy importante llevar también:
-       linterna de emergencia, bayeta antivaho y rasqueta para el hielo.
-       En caso de no utilizar neumáticos de invierno lleve cadenas y guantes para su instalación.

 b) Planificar el viaje.
En esta época las condiciones meteorológicas son muy cambiantes, por lo que es necesario examinar con detenimiento el itinerario más adecuado para cada situación.
Ø Consultar en el Servicio de Información de Tráfico: 
·         Internet: www.dgt.es
·         Teléfono: 011
·         Redes sociales:
-       Twitter (@DGTes y @informacionDGT)

·         TELETEXTO:       
-       TVE: página 600 y siguientes.
-       Antena 3: página 410 y siguientes.
-       Cuatro: página 470 y siguientes.    
-       Telecinco: página 470 y siguientes.
-       La Sexta: página 410 y siguientes
  
·         Aplicación gratuita DGT:   http://www.dgt.es/es/app-movil.shtml
    

Y solicite información sobre el estado de las carreteras que vaya a utilizar, así como posibles itinerarios alternativos en caso de condiciones meteorológicas adversas, o también, escuche los boletines informativos que difunde el Servicio de información de Tráfico, por las distintas emisoras de radio por todo el territorio nacional.
Ø Programar el plan de viaje teniendo en cuenta las personas transportadas (niños, personas mayores, etc.), paradas y tiempos de descanso, meteorología e itinerarios. 
Ø Llevar el depósito de combustible lleno, ante cualquier situación será de gran ayuda.
Ø Llevar vestimenta confortable para la conducción, y ropa de abrigo o manta por si surge una emergencia.

2º.- PRUDENCIA
Durante la conducción nos puede sorprender cualquier fenómeno meteorológico, por lo que hay que reaccionar y actuar de forma segura.
ATENCIÓN A LAS CONDICIONES METEOROLÓGICAS ADVERSAS EN CARRETERA, QUE PUEDEN APARECER EN CUALQUIER MOMENTO

a)     Actuar en la velocidad y en la distancia de seguridad.
 Cualquier incidencia meteorológica afecta a la conducción de 2 formas, que pueden actuar de forma simultánea o individualizada:
-       disminuyen la visibilidad.
-       disminuyen la adherencia entre el neumático y la calzada.
Por ello ante la presencia en carretera de nieve, hielo, niebla, lluvia o viento siempre:

“Disminuir la velocidad y aumentar la distancia de seguridad

b)     Estar puntualmente informado en carretera. 
La información puntual, nos permitirá tomar decisiones sobre la ruta más idónea y nos evitará inconvenientes. 
Ø A través de los boletines que difunde el Servicio de Información de Tráfico, por las distintas emisoras de radio en todo el territorio nacional. 
Ø A través del teléfono 011
Ø Redes sociales:
-    Twiter (@DGTes y @informacionDGT)
Ø Aplicación gratuita DGT:
http://www.dgt.es/es/app-movil.shtml
  
c)     Parar fuera de la calzada en situaciones extremas.
Ø Cuando debido a una precipitación importante o por causas meteorológicas extremas la circulación se realice con dificultad y peligro para la Seguridad Vial, se procederá a detenerse fuera de la carretera en lugar apropiado para ello, hasta que las condiciones permitan reanudar el viaje. 
Ø Comunicar en el destino el posible alargamiento del tiempo de viaje debido a las condiciones meteorológicas adversas.

d)     Facilitar la ayuda y mantenimiento de carretera.
Ø Atención a los vehículos de las Fuerzas de Vigilancia, de urgencias y de mantenimiento de carretera, que deben poder acceder a cualquier punto de la vía; por ello, todo conductor que se encuentre con ellos debe facilitar su marcha.

Además de estas 2 Reglas Básicas, será preciso observar una serie de Consejos y Normas Específicas para cada clase de incidencia meteorológica: nieve, hielo, niebla, lluvia y viento que nos pueda afectar en carretera.

CONSEJOS Y REGLAS ESPECÍFICAS
Con NIEVE:
Ø  Encender las luces de cruce. (Ver bien y ser visto).
Ø  Comprobar el funcionamiento del limpiaparabrisas y luneta térmica.
Ø  Utilizar el sistema de ventilación interior del vehículo para eliminar el vaho sobre los cristales y aplicar una bayeta seca.
Ø  Evitar aceleraciones y deceleraciones bruscas, así como adelantamientos.
Ø  Anticiparse ante cualquier incidencia para no tener que utilizar los frenos.
Ø  Mantener la velocidad reducida.
Ø  Limpiar periódicamente la nieve que se acumula en el guardabarro y que puede obstaculizar el giro de las ruedas.
Ø  Mucha precaución con la nieve pisada en calzada y transformada en hielo, pues es muy deslizante.
Ø  Tan pronto como la carretera se vea blanca o cuando lo demanden las Fuerzas de Vigilancia en carretera, se colocarán las cadenas en las ruedas motrices en caso de no llevar neumáticos de invierno.
Ø                 Las cadenas se instalarán en lugares apartados de la calzada y de fácil acceso para el vehículo, evitando entorpecer la circulación de la carretera.
 En caso de bloqueo de la carretera por nieve:

Ø  No adelantar a un vehículo bloqueado por nieve en carretera, sin estar completamente seguro de poderlo hacer, dejando la vía libre después de realizar la maniobra.
Ø  No pararse nunca en la calzada, aparcar fuera de la carretera y no abandonar el vehículo más que estando seguro de poder llegar a una casa o refugio para solicitar ayuda.
Con HIELO:
Ø  Saber reconocer con anticipación los tramos o zonas con hielo para no tener que utilizar los frenos. Algunos signos que detectan su presencia en la carretera pueden ser:
-       hielo sobre el parabrisas.
-       humedad alta y sol brillante.
-       existencia de zonas blanquecinas de escarcha o hielo en aledaños a la calzada.
Ø  Disminuir lentamente la velocidad y mantenerla muy reducida.
Ø  Evitar frenar o cambiar bruscamente de dirección.
Ø  Evitar aceleraciones y deceleraciones, así como adelantamientos.
Ø  Tener presente la dirección y comportamiento del resto de vehículos que puede ser imprevisible.

Con NIEBLA:
Ø  Encender las luces de cruce y alumbrado antiniebla. (Ver bien y ser visto)
Ø  Adaptar la velocidad y distancia de seguridad en función de la visibilidad (Regla de las 3V, es la medida a respetar con niebla). 
Regla de las 3V = Visibilidad (V) = Velocidad (V) = Vehículo delantero (V)
Ejemplo: Visibilidad (50 metros) = Velocidad (50 Km/h) = Vehículo delantero a 50 metros 
Ø  Comprobar el funcionamiento de los limpiaparabrisas.
Ø  No frenar bruscamente y evitar adelantamientos.
Ø  En caso de cualquier incidencia en carretera, encender inmediatamente los intermitentes de emergencia, faros y alumbrado antiniebla.
Ø  Cuando la niebla sea muy densa, tomar como referencia las marcas viales de la derecha de la calzada.
Con LLUVIA:
Ø  Encender las luces de cruce para ser vistos mejor. (Ver bien y ser visto)
Ø  Comprobar el correcto funcionamiento de los limpiaparabrisas y luneta térmica.
Ø  Orientar la calefacción interior del vehículo hacia los cristales para combatir el vaho y limpiarlos con una bayeta seca.
Ø  Comprobar periódicamente la eficacia de los frenos, tocándolos suavemente para secar la humedad de las pastillas.
Ø  No frenar bruscamente para evitar el deslizamiento (acquaplanning).
Ø  Tener presente que la distancia de frenado es mayor con lluvia, por lo que aumentaremos la distancia de seguridad con el vehículo   delantero (Regla del Cuadrado es la medida a respetar para la distancia de seguridad).

Regla del Cuadrado es la medida para el cálculo de la Distancia de Seguridad; para su determinación si circulamos por ejemplo a 90 Km/h, elimine la última cifra quedando 9 y multiplique este número por sí mismo 9 x 9 = 92 = 81, luego la distancia de seguridad al vehículo que va delante debería ser 81 metros.
Con VIENTO:
Ø  Saber reconocer la dirección y fuerza del viento.
Ø  Disminuir la velocidad y sujetar fuertemente el volante para evitar desviaciones peligrosas del vehículo.
Ø  En los adelantamientos, cruces con otros vehículos, salidas de los túneles y en general lugares poco protegidos de la carretera, puede ocasionar “golpes de viento”, por lo que deberá prestarse atención a estas situaciones para evitar pérdida de dirección y vuelco.
Estado del tráficoRevista de Tráfico y Seguridad VialPerfil del contratante


Previsión para el día 18



Fuente AEMET




Recomendaciones 























Posición actual de la Estación Espacial Internacional

La Estación Espacial Internacional se desplaza a más de 27.000 km/h. Completa una vuelta a la tierra aproximadamente cada 91 minutos, experimentando un amanecer y un ocaso en cada vuelta, y se encuentra a unos 400 km de altura. La oblicuidad de su órbita es de 51,6°, por lo que sobrevuela la mayor parte de la superficie terrestre diariamente.